Un cambio de actitud en la práctica docente y en el entorno laboral tras el Curso MBCT de Mindfulness.

Memoria presentada por Susana Soria de la Escuela de Arte y Superior de Diseño, tras participar en la 2ª Edición del Programa MBCT de Mindfulness celebrada en Soria.

Tras impartir el Programa de 8 semanas de Mindfulness, MBCT, para el control del estrés docente y el aumento de bienestar y eficacia en el ejercicio de la docencia y en los aspectos que se derivan de un trabajo en equipo, recibí la reflexión de una de las profesoras participantes. Su testimonio ha sido para mí un verdadero regalo. La exposición de sus reflexiones, tan bien articuladas, con solidez y claridad, expresadas con tanta belleza, revelan una gran sensibilidad y vocación.

Mi intención al impartir estos cursos es contribuir a que la vida de cada participante sea más consciente y serena.

Y esto tiene un efecto expansivo.

Cuando una luz brilla ilumina a su alrededor, y poco a poco, podemos lograr que ese espíritu vaya impregnando a las personas que nos rodean, en nuestra familia, en el trabajo, a las personas que tenemos a nuestro cargo, en este caso, en la labor de la educación. No se puede aspirar a cambios radicales en la sociedad, pero todo proceso global es una consecuencia de los procesos individuales.

GRACIAS Susana:

 

MINDFULNESS PARA EL CONTROL DEL ESTRÉS EN LA DOCENCIA MEMORIA /

APLICACIÓN INDIVIDUAL/ SUSANA SORIA RAMAS

Antes de explicar cuáles de las prácticas que hemos hecho he aplicado en el aula, me gustaría comentar la importancia del curso en cuanto a un cambio de actitud en la práctica docente y en el entorno laboral que ha implicado.
He notado, que durante estos dos meses, hemos dejado de correr tanto por los pasillos, los compañeros hemos estado mucho más atentos a:

  1. Cómo comunicarnos mejor con los demás, proponer y no pedir.
  2. No dar las cosas por entendidas.
  3. Aprovechar el jardín o la biblioteca para darnos esa pausa que todo el mundo necesita pero que pocas veces la solemos dar.
  4. A ser más conscientes de nuestras rutinas como profesores tratando de ponérnoslo más fácil y cuidar más de nosotros mismos.

El curso ha servido para:

  1. Reencontrame de otra manera con el espacio educativo.
  2. Buscar en la escuela los huecos donde desconectar.
  3. Reorganizar la clase haciéndola más acogedora.
  4. Guardar unos instantes de silencio antes de empezar.
  5. Proponerle a la gente que no me pare por los pasillos pidiéndome algo, que espere a que haya terminado lo que estaba haciendo para atenderle en otro ratito con los 5 sentidos y pudiendo gestionar de una forma adecuada lo que se me pide.
  6. Hacerme la agenda del día cuando me siento en mi puesto de trabajo separando lo importante, de lo urgente, lo agendable, lo delegable y lo que puedo tirar.
  7. Callarme un poco antes de decir inmediatamente lo que se me viene a la cabeza cuando alguien pregunta, a medir antes de ofrecer soluciones que van a implicar mucho esfuerzo añadido por mi parte …
  8. ¡Una revolución contra el piloto automático en el que llevo moviéndome diez años en la escuela!. Hasta me he permitido decir NO y hacer el NO alguna vez. Pero todavía me siento culpable (aunque poco).

Ha sido un balón de óxigeno que ha conseguido que en plena etapa de estrés para mi, (evaluaión y gestión de la FCT con 2º de Fotografía), no se me haya disparado la ansiedad. He estado nerviosa, pero no enferma. Así que… la aplicación didáctica ha sido, antes que nada personal, y de ahí, extensiva a las clases, a los compañeros, al hogar, y a las visitas a las empresas con las que colaboro como tutora de FCT (Formación en Centros de trabajo). Una situación estresora para mi.

APLICACIÓN DIDÁCTICA / APLICACIÓN EN LA PRÁCTICA DOCENTE

 

Me iré planteando incorporar más cosas, pero hasta ahora, de cada día que he puesto en práctica alguna dinámica en clase, me quedo con estas:

1. DESARROLLANDO LA CONSCIENCIA BÁSICA. He cambiado el ejercicio de la pasa por acercarnos a un libro de fotografía ​con los 5 sentidos ( tacto, olfato, oído, vista y simulación de a qué te sabe) para conseguir que el alumnado se acerque de verdad a un libro como una nueva experiencia, ya que están pegados al móvil y al ordenador, y cuando les llevo libros, los miran casi sin ningún interés.

2. PENSAR EN VEZ DE EXPERIMENTAR → EXPERIMENTAR A TRAVÉS DE LA CÁMARA/ MIRAR DE NUEVAS A TRAVÉS DE LAS FOTOS DE LOS COMPAÑEROS​ Plantear una ejercicio inverso. En vez de en clase sentados en la mesa, salir primero a tomar fotografías y trabajar desde el visionado de esas imágenes ya existentes, intuitivas, como si fuésemos extraterrestres que se acercan a algo, y desde ahí, otros compañeros tienen que ver qué nos cuenta, y después que hace la fotografía a nuestra visión… las posibilidades de reorganizar el mundo que tiene.

3. HACER UN MINUTO DE RESPIRACIONES ANTES DE EMPEZAR UN EXÁMEN/​ O 30¨ PARA UNA CLASE Algo increíble, mejor todavía si se hace con el alumnado de pie. El silencio conseguido y el cambio de clima en el aula es alucinante.

4. HACER YO un STOP ​en situaciones extresantes. Pararte, salir un momento al baño o incluso al pasillo y desbloquear la situación por medio de la respiración consciente. ¿Cómo está mi mente, como mi cuerpo, como mis emociones? Canalizarlo con una palabra, anclarme al suelo y volver a clase.

5. Situaciones AGRADABLES / DESAGRADABLE​S He sido muy consciente cada día de una cosa de la Escuela que me diera placer, me resultara bonita o agradable y una que me resultara desagradable. Y me he dado cuenta de que no hay tantas desagradables. Pero se estiran mucho en intensidad. Para controlarlo me imagino que tengo un mando tipo reproductor y le intento bajar el volumen a esa situación desagradable. O pasarla el Fw. Esta práctica la he puesto en común cuando al final de curso algún alumno ha venido incendiario sobre las entregas, cosas del Centro, de sus compañeros, del equipo docente… y creo que funciona.

6. PRÁCTICA DE COMUNICACIÓN:
● Escuchar las presentaciones del alumnado sin interrumpirles, sin hablar, solo apuntar y hablar con ellos otro día, dedicarme solo a la observación y la escucha y evaluar más tarde. Permanecer sentada, con un reloj y mi cuaderno de notas, pero  intentar el silencio. Algo imposible si no me pongo un esparadrapo simbólico (en la mano) para darme cuenta.
● Multiplicar las dinámicas de pareja o grupos sin que tengan que verse expuestos a hablar delante de todos. Algo que he aprendido viendo como los propios profesores eran reacios a hablar delante de todos durante el curso y eso que nos  conocemos y hay confianza.
● He intentado escuchar a los compañeros en las reuniones de una manera desprendida, sin intervenir ni dar la respuesta automática, pero esto es casi imposible para mi. No obstante, dado que no consigo callarme, he aprendido a insistir después en que todo el mundo haga su aportación, y tenerla en cuenta, agradecerla y pedir su ayuda para llevarlo a cabo.

7. PRÁCTICA DE EVALUACIÓN:
Me encantó la idea de hacer una autoevaluación de cada uno en el momento de acabar el curso, recogerla y meterla en un sobre para enviarla por carta en otro momento al alumnado. Me parece algo maravilloso que voy a poner en práctica cuando acabe el curso. Tengo que definir bien los campos a trabajar en ese documento, pero la idea y la pregnancia en nuestra memoria afectiva que quedo con una carta que nos llega al buzón es algo que me parece muy importante.

COMPILACIÓN a veces nos olvidamos de las formas, y en este sentido, el final de un curso es un momento de recoger y no de soltar amarras (algo a lo que yo suelo llegar exhausta después de la tensión de las calificaciones) . Profundizar en la evaluación, en recopilar las experiencias reales de aprendizaje de cada uno, en como mejorar la práctica docente y ser permeables a lo que los otros tengan que decir de nosotros con ánimo de ayudar, de ayudarnos…
La importancia del cierre, regalar una cosas simbólica para fijar algo que queramos transmitir a los alumnos, son cosas que, aunque venía haciendo habitualmente, este año me estaba desinflando y el curso de MINDFULNESS me ha vuelto a poner en el lugar que le corresponde. ¡Merece la pena!

Susana Soria Ramas

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Suscríbete a nuestro newsletter

Obtén GRATIS tu audioguía “Mindfulness en la Respiración” al suscribirte a nuestro email.